Ir al contenido principal

¿Es Obama el salvador del mundo?

Ha sido una revolución en los medios desde que ganó las elecciones de paliza. En el fatídico primer martes después del primer lunes de noviembre, Obama se proclamó vencedor de unas elecciones que ya tenía ganadas mucho antes, no sólo por su exitosa campaña electoral, en la que ha sido capaz de recaudar mucho más dinero que su contrincante, sino también porque John McCain ha hecho todo lo posible para perder.

Pero no voy a hablar de unas elecciones que todos hemos vivido como nuestras. Personalmente, llevo varios años siguiendo las elecciones estadounidenses como si fuese la noche de los Oscars, es decir, quedándome hasta que uno de los candidatos es prácticamente vencedor, y en Europa siempre nos emocionamos por los demócratas pensando que serán más pacifistas que los candidatos republicanos, cuando básicamente es casi lo mismo pero con diferente discurso.

Situación social en Estados Unidos

Aún así, hay algo diferente esta vez. Estados Unidos está sumido en una crisis no sólo financiera y económica, sino social. Un gran porcentaje de la población, más de un 12%, vive bajo el umbral de la pobreza. Son más de 37 millones de personas en esta situación. En estados como Mississippi, ese porcentaje se eleva al 21.1%, en Louisiana, el 19%. Podéis ver la situación del 2008 en este enlace.

La situación se agrava si tenemos en cuenta cómo funciona la sanidad en Estados Unidos. Mientras el índice de precios al comsumo, el IPC, sube sobre el 10%, el salario del trabajador medio sube un 3%. La crisis financiera agrava la situación de las empresas, que en EE.UU. son las que pagan los seguros médicos a los trabajadores. Como los seguros médicos privados han subido los últimos años, las empresas han dejado de pagar los seguros a sus trabajadores.

Por lo tanto, el trabajador medio se ve forzado a adquirir un seguro médico o quedarse sin seguro, y por consiguiente mucha gente que trabaja no puede pagarse los tratamientos médicos que necesitan. Las deudas de las familias se agravan ya no sólo por las hipotecas sino también por las deudas médicas que han contraído.

Otro de los puntos destacables es el sistema impositivo. Durante los mandatos del presidente George W. Bush, la población con rentas altísimas pagan muchos menos impuestos que los que tienen rentas medias o bajas, y por lo tanto esto acentúa la diferencia entre ricos y pobres en un país con millones de personas. Y cada vez la diferencia aumenta a la velocidad del rayo, como el paro en EE.UU..

La situación en materia de educación tampoco tiene buena pinta. Las escuelas públicas se ven forzadas a que sus alumnos aprueben continuos exámenes impuestos desde las clases gobernantes, y si un alto porcentaje de sus alumnos no aprueban dichos exámenes, se retiran los escasos fondos con que estas escuelas cuentan. En las escuelas e institutos públicos hay una falta ingente no sólo de fondos para sus mejoras, sino simplemente para la compra de lápices y bolígrafos, algo típico de un país subdesarrollado.

Mi primer profesor de Economía Política nos dijo el primer día de clase que un país desarrollado se ve por el grado de calidad de su sanidad y de su educación. Son los dos sectores más importantes para la población en general, por los que se mide su felicidad y su confort, y por supuesto a cuanta más calidad en Educación y Sanidad, una sociedad puede evolucionar y tener un futuro mejor. Por todo esto, el futuro de EE.UU. tiene toda la pinta de ser un futuro muy desalentador.

Si a esto le añadimos que Estados Unidos se ha comprometido a "ganar una guerra", con miles y miles de bajas en el país, imponiendo el caos en Iraq, saltándose a la torera las leyes internacionales no sólo invadiendo países, sino también deteniendo sin cargo alguno a personas que pueden ser inocentes, que retiene a presuntos terroristas en campos de concentración (ver la definición en el diccionario: recinto cercado para reclusos, especialmente presos políticos y prisioneros de guerra) como en Guantánamo, que aprueba leyes apoyando la tortura, que censura opiniones de periodistas, etc. Si le añadimos todo eso, la visión de "faro de la libertad" a la que estaba acostumbrada la población norteamericana se va diluyendo hacia una visión de "coartador de la libertad". Y no sólo en Estados Unidos, sino en el exterior.

Y con el exterior no me refiero al mundo islámico, sino también cristiano y sobre todo en Europa.

Las elecciones estadounidenses de 2008


En esta situación se llega a la convocatoria de elecciones presidenciales en 2008. George W. Bush debe salir de la Casa Blanca después de haber estado ocho años en el poder. Aparecen dos candidatos.

Uno es un héroe de guerra republicano y otro es un negro del establishment demócrata. Con estos datos se supone que ganará el héroe de guerra republicano, que sufrió torturas en Vietman. Y 4 de noviembre de 2008, el negro del establisment y demócrata gana no sólo en los Estados tradicionalmente demócratas y en los Estados bisagra, sino también en Estados tradicionalmente republicanos como Nuevo México, Colorado, Nevada y Virginia (el último no había caído del lado demócrata desde 1964). En resumen, 364 votos electorales para Obama, y 163 para McCain.

Las razones son muchas y variadas. Barack Obama ha tenido una campaña de lo más exitosa no sólo por el nivel de recaudación impresionante, gracias por otra parte en internet, sino que ha sabido cómo usar los fondos conseguidos desde todas las vías. McCain ha tenido una pobre campaña porque los primeros meses gastó un gran porcentaje de sus donaciones gestionándolas muy mal. Tanto fue así, que unos meses después de ganar las primarias republicanas tuvo que dejar de ir en vuelos en primera clase, en el autobús de la campaña de Bush, etc.

Por otro lado hay un factor con nombre y apellidos que ha contribuído a que McCain perdiese sus segundas elecciones (las primeras fueron las primarias republicanas contra George Bush): Sarah Palin. Gobernadora de Nebraska, a favor de la invasión de países, ha soltado perlas como que Estados Unidos entraría en guerra con Rusia si a Rusia se le ocurría entrar en Georgia. Una mujer que siendo alcaldesa de un pequeño pueblo de Alaska, despidió a su bibliotecaria por oponerse a censurar libros. Una mujer que ni siquiera sabe los países que forman parte del Tratado de Libre Comercio (NAFTA).

Pero lo que más ha afectado a la derrota de McCain han sido dos aspectos: primero, que tanto él como su candidata a la presidencia se han dedicado a criticar a Obama durante casi toda la campaña en lugar de explicar cuáles habrían sido los puntos a tratar para salvar la situación en Estados Unidos.

Y segundo, McCain ha cambiado su versión política desde el principio de la campaña hasta el final. Fue elegido por ser republicano pero también por ser rompedor y revolucionario dentro del seno de su partido. Fue elegido como candidato por su oposición a Guantánamo y a la Guerra de Iraq. Fue elegido porque no hacía seguidismo de las políticas de George W. Bush. Sin embargo, hacia el final de la campaña, no sabíamos si lo poco que hablaba de sus propuestas estábamos asisiendo al seguidos de Bush o a aquel candidato que ilusionaba tanto al partido republicano.

El mayor acierto de Obama, por otra parte, ha sido la de poder movilizar a una masa ingente de jóvenes primerizos a la hora de votar y de minorías desencantadas con el sueño americano. Aparte, claro está, de toda esa gente desilusionada con el anterior gobierno, la gente en el paro, los pobres, etc.

El futuro de Obama

Visto esto, Obama tiene una importante responsabilidad. Seguramente por poco que haga por la situación estadounidense lo auparán a gran estadista. De momento, Barack Obama quiere retirar las tropas norteamericanas antes de 2010. Aún así, ya se ha comprometido con el Pentágono a enviar más tropas a Afganistán.

De momento también, se ha comprometido a firmar el protocolo de Kyoto, y a desmantelar el campo de concentración de Guantánamo. Se ha comprometido a promocionar la multilateralidad, a cooperar con otros países en ligar de imponer su ley con el martillo en el resto del mundo.

Esperemos que también haga esfuerzos por renovar la estructura y la forma de actuación de Naciones Unidas. De momento, varios países europeos, entre ellos España, han felicitado al presidente electo con la esperanza (en el caso de ZP más bien es casi un hecho) de "hacer las paces" con EE.UU. después de la retirada de las tropas de Iraq.

Por el momento, Rusia ya ha expresado su interés de volver a tratar el tema del escudo antimisiles, ya que con el anterior presidente era imposible negociar. Aún así, ya han comenzado a hacer sus pruebas de misiles en Kaliningrado. Una muestra más del poderío del gran oso ruso.

Dada su relación con los países islámicos -vivió muchos años en Indonesia y hasta ha practicado el Islam-, puede que el próximo presidente de Estados Unidos tenga una visión diferente no sólo ya del eterno conflicto en Oriente Próximo, sino también en Asia. De este modo, veremos qué tipo de relaciones se mantienen con aliados de Bush como el presidente pakistaní Musharraf.

De todas formas, yo soy bastante escéptica a un cambio de la política norteamericana en el plano internacional. Eso sí, puede que Obama sea el salvador de uno de los mayores países pobres del mundo. Se ha comprometido a cambiar el sistema sanitario del país, basándolo en un sistema de precios asequible para todo el mundo, sin que ello suponga una obligación de contratar un seguro médico. Algo es algo.

Veremos en qué acaba. Dentro de cuatro años los mismos que lo eligieron pueden dejarlo en la estacada o seguir apoyándolo. Todo se verá.

Comentarios

Marcos ha dicho que…
Iba a decirte... ¡¡Qué alegría leerte de nuevo!! Pero veo que has escrito ya un montón... y esta es la primera noticia que me llega tuya por el rss en meses. A sabér cómo lo configuré.

En fin... cuando llegue a casa leo todo esto, lo prometo.

PD: Sólo una cosa (Sin leer el artículo, así que a lo mejor ya hablas de ello). Alejandro Sanz y compañía apoyaron a morir a Obama. Sólo por eso ya me da mala espina. Sólo espero que realmente sea un cambio. La visión neoclásica del mundo está herida de muerte. Los grandes economistas hasta ahora no veían factible prosperidad y progreso sin un aumento año a año de los índices económicos. Pero la economía es gestión de recursos escasos. ¿Qué pasará cuando no haya recursos suficientes para seguir aumentando sin parar el PIB? ¿Un escenario de mantenimiento del PIB tiene que se a la fuerza una debacle económica? Este tipo tiene por delante (lo tenga previsto o no) el crear un entorno nuevo. Sólo espero que acierte en sus decisiones.
Nair ha dicho que…
Ufff, es que tenía una pereza de escribir en este blog... aún tengo una entrada a medias del año pasado, sobre la tercera ola de democratización de Huntington.

A medias pero que tengo un huevo escrito jajaja (me refiero a que he escrito mucho, malpensado!).
Allan Buckobeck ha dicho que…
Bueno es un placer este blog, en realidad yo tambien me muestro un tanto escéptico respecto a un viraje en la politica exterior. Puede que haya ciertos cambios pero no tan profundos con Obama al frente de los Estados Unidos. Me es dificil vislumbrar la relacion con Medvedev, Rusia esta retomando un liderazgo en la region y al parecer va a ser un punto nodal la Relacion rusa-americana en la agenda.

Respecto a America Latina, la situacion es compleja ya que Mexico atravieza una fuerte crisis de ingobernabilidad, el mismo dia que salio electo Obama murio misteriosamente el Ministro del Interior y el Zar antidrogas mexicano Jose Luis Santiago Vasconcelos, cuyos carteles de la droga pusieron precio a su cabeza. Sin embargo america latina se vera afectada por la crisis; Mexico mucho mas reduciendo el apoyo recibido por el Plan Merida en el combate al narcotrafico.



saludos

Entradas populares de este blog

Zbigniew Brzezinski - El Gran Tablero Mundial (La supremacía estadounidense y sus imperativos geoestratégicos)

Este libro de geopolítica de Zbigniew Brzezinski, publicado allá por el año 98, se divide en tres partes. Una introducción a lo que es la teoría central, después la aplicación de esa teoría a las diferentes zonas de Eurasia y para terminar, sus conclusiones.

Me centraré más en el tipo de geoestrategia que propone el autor para Europa, Rusia, Transcáucaso y Oriente, las zonas en las que se encuentra el tablero de ajedrez según la metáfora del libro, y en donde Brzezinski cree que puede surgir un rival de EEUU.

Empezaré introduciendo las cuatro cuestiones básicas que se tratan en El Gran Tablero Mundial: en primer lugar, hay que partir de que EEUU son la única superpotencia global militar, económica, tecnológica y cultural, y que Eurasia es el principal campo de juego, así que EEUU tendrían que actuar como árbitro, por su posición dominante, ya que de este modo son imprescindibles para resolver las cuestiones internacionales principales.

En segundo lugar, Brzezinski ve a EEUU como el único…

El choque de civilizaciones de Samuel Huntington

El choque de civilizaciones es una polémica obra de relaciones internacionales. En primer lugar, Samuel Huntington la publicó como artículo en la revista Foreign Affairs y tres años después la idea se plasmó en este libro que paso a comentar.

Tesis central

La tesis fundamental de Huntington es tratar de definir el teoría del choque de civilizaciones. Hungtinton utiliza el término civilizaciones porque se centra en explicar los grandes movimientos políticos generalistas y los movimientos culturales de la Historia, a través de la influencia que puedan ejercer entre sí las diferentes civilizaciones. Según Hungtinton:

La política mundial está entrando en una nueva fase en la que la fuente fundamental de conflictos no será ideológica ni económica; las grandes divisiones de la humanidad y las principales fuentes de conflictos serán culturales, entre naciones y grupos de civilizaciones diferentes.

Por ello, una civilización es una cultura más o menos cerrada, con una tradición cultural hermética…

Henry Kissinger - Diplomacia (comentario)

Henry Kissinger ha escrito uno de los libros que más me han impactado. No tanto por su volumen (casi 1000 páginas) sino más por su lenguaje, directo, sin florituras. Un libro en el que expone su teoría en el primer capítulo, hace una recensión en el último, y por el medio hace un recorrido histórico desde el siglo XVII hasta el final de la Guerra Fría.

En Diplomacia, Kissinger señala las directrices de la política exterior norteamericana para el comienzo del siglo XXI y para crear un nuevo orden mundial. La tesis central del libro viene marcada por el interés del autor en hacer que la opinión pública de EEUU vea que las actuaciones de sus dirigentes van encaminadas a proteger las prioridades del país.

El equilibrio de poder

En primer lugar, trata el período del Congreso de Viena, que llevó consigo una etapa de "paz" durante casi un siglo. De aquí surge el equilibrio de poder (siglo XVII) y se originó porque ningún país podía ser lo bastante fuerte como para imponerse a otro y d…